Recursos y Tips

Ligera guía Veggie & Vegan en La Paz

Como ya lo comenté por ahí, para desgracia de algunos y alegría de otros, las recomendaciones de comida en cualquiera de los destinos que visite será vegetariana y vegana. Así que con este post con algunos platos y exquisiteces que probé en La Paz, doy por inaugurada esta sección de comida durante un viaje.

En la ciudad de La Paz no pasé hambre, eso no significa que las opciones sin carne estén en todas partes. Aún así, con una ligera búsqueda, pude encontrar varios lugares donde la comida no necesariamente llevaba carne o ya tenían las opciones vegetarianas o veganas listas para comer. Aquí les van unos cuantos.

Salteñas.

Simplemente no podés venir a Bolivia y no probar Salteñas. Son parte tan importante de la gastronomía boliviana, de festejos, agasajos y hasta curan resacas.

Para los que no comemos carne, puede ser un poco más complicado encontrar su versión vegetariana o vegana. Para mi agrado, encontré algunos lugares en La Paz donde pude darme el gusto de comer una deliciosa salteña vegetariana. Esta de la foto, es de ‘Paceña La Salteña’ que tiene cuatro locales en La Paz y uno en El Alto.

Es definitivamente deliciosa y no hay que pedirla con anticipación, las tienen preparadas y listas para todo el público.

Coordenadas: Sopocachi: -16.509309, -68.127483 Miraflores: -16.496603, -68.123696 Centro: -16.498932, -68.133245
Costo: 6 Bs cada salteña. Un jugo puede costar 4 bs.

Sopa de Maní.

Otro de esos platos unificadores de esta nación. La sopa de maní que con el tiempo ha ido tomando relevancia internacional, es un plato tipiquísimo de Bolivia y a pesar que muchos lo preparan con huesos o con algunas partes del pollo, hay versiones vegetarianas y veganas.

Esta sopa de maní vegana, fue deliciosa. La preparan con leche de almendras y es perfecta para esos días de clima lluvioso. El lugar donde podés encontrarla es el Snack Vegs que queda en la zona sur de La Paz. La atención perfecta y además tienen varias opciones más de jugos, sandwiches y también salteñas de lentejas.

Coordenadas: -16.540860, -68.080482
Costo: 10 Bs

Sopa de Chairo

Una de esas delicias de esta región es otra sopa. Ya sea por el clima o por el simple deseo de comer una sopa con un sabor diferente al que estas acostumbrado, esta opción vegetariana no la deberías dejar fuera de tus opciones veganas para comer.

No es que el plato grite por si solo que es vegano, ya que su preparación original incluye carne. Pero la que yo probé no tenía. Esta sopa fue un almuerzo en el Mercado Lanza, donde además de tener sopas para el almuerzo, muchas de las ‘caseras’ ya se han acostumbrado a la demanda de platos vegetarianos y varias ya tienen su opción libre de carne. De todas formas no está de más preguntar si tiene carne, pero asumo que por economizar, muchas cocineras no la incluyen en la sopa.

Chuño, papa dulce, hierbabuena, papa, cebolla, arvejas, habas, zanahoria, son algunos de los ingredientes con la que se hace esta tradicional sopa andina. En realidad, la palabra Chairo significa sopa con chuño en aymara.

Coordenadas: -16.495111, -68.137057
Costo: 3Bs. Un almuerzo puede costar entre 12 a 15 Bs.

Spaguetti

La típica opción del ‘backpacker’ es pasta. Ya sea que alguien te hospede, cocinés en el hostal donde estás o vayás a un restaurant, siempre la pasta va a ser parte de la lista de comida que te va a sacar de apuros.

En esta ocasión me di un gusto italianísimo, ya que el restaurant es atendido por italianos y el resultado de la comida tiene sabor a experiencia. El lugar se llama ‘Il Viandante’ y está ubicado casi al lado de la portada del Montículo.

Su menú tiene varias opciones vegetarianas. Desde lasagnas, canelones, tortellinis y ravioles, hasta pizzas y ensaladas. Según los locales es un excelente lugar para comer comida italiana tradicional y personalmente, recomiendo el lugar.

Coordenadas: -16.513240, -68.128123
Costo: El plato de la foto 45 Bs. Hay otros platos desde 50 Bs hasta 65 Bs. Las ensaladas tienen el mismo costo.

La versión vegetariana del día.

En algunos destinos turísticos los restaurantes pueden ser pocos, pero por la regular asistencia de turistas improvisan con una versión vegetariana. Este fue el caso de Tiwanaku.

Este era uno de los dos restaurants que estaban atendiendo cuando llegamos al medio día. A pesar que el otro nos daba una opción más barata con sandwiches de huevo, tenía realmente ganas de comer un buen almuerzo. Al consultar por la carta los precios de algunas opciones sin carne me parecían muy caros (arriba de 50 Bs) y en un lugar con pocas personas, la verdad que es mejor ir a lo seguro.

El almuerzo del día costaba 25 Bs. e incluía sopa, por alguna razón la versión vegetariana no me la entregaron con sopa. Como pueden ver en la foto, el plato tenía arroz, verduras, papas fritas, plátano, huevo y queso frito. Con el hambre que estaba, no cabía duda que era lo mejor que iba a tener para almorzar. El plato no estaba nada mal y las verduras estaban muy frescas.

No es que recomiende en su totalidad el lugar por eso no menciono al restaurant, pero esta es una opción para que los veggies no muramos de hambre. Como ya muchos lo debemos saber, a veces hay que comer lo que hay.

Coordenadas: -16.555576, -68.673930
Costo: 20 Bs. Incluyendo frutas con yogurt de postre.

Buffet Vegetariano

Ya que Sopocachi es la zona bohemia de La Paz, es probable encontrar más lugares vegetarianos en la zona. En este caso visitamos el restaurante Armonía. El lugar está lleno de colores desde la entrada y está arriba de una librería con una infinidad de libros con temática espiritual.

El almuerzo vegetariano es básicamente un buffet. Por el costo podés tener sopa, el plato fuerte, postre y dos opciones para tomar. En esta oportunidad nos tocó un estofado de garbanzo con verduras, una especie de nuggets de coliflor, habían distintos tipos de ensaladas y también pasta.

Lo bueno de esta modalidad para comer es que si no te sentís satisfecho, podés regresar a probar una nueva opción ó repetir. La comida estaba deliciosa y algo que nunca había probado era el refresco de zanahoria, que estaba muy rico.

Coordenadas: -16.555576, -68.673930
Costo: 34 Bs.

La opción ‘deme lo mismo sin carne’

Esta frase nos ha tocado repetirla en varias ocasiones, estoy seguro. A veces no hay más opción que asumir las consecuencias de la causa y en pequeños pueblos hay que adaptarse a la realidad.

Este plato lo comí en Huatajata, a los pies del Lago Titicaca. Te va a tocar improvisar o hacer lo mismo que hice yo en esta oportunidad, cuando visités alguna comunidad con bajo flujo turístico. El pueblo es parte de la costa del lago, por lo tanto casi todas sus opciones de comida son en base a trucha.

El infaltable combo no podía estar listo si no incluye papas fritas, nuestras grandes aliadas. A pesar de la gran mezcla de carbohidratos, es un plato que te va a saciar el hambre y vas a poder continuar tranquilo con el viaje.

Coordenadas: -16.213800, -68.685061
Costo: 35 Bs. (Sí, te cobran eso por esto)

Api con Pastel

Hay delicias que son irresistibles y que se vuelven adictivas. En la ‘Apería Chepa’ ya soy un ‘papito’ y nos tenemos amor mutuo. ¿Cómo no? Si una buena mezcla de api morado y amarillo con un pastel, es la prueba fiel de que la comida, es amor.

Para muchos puede sonar extraño que a la empanada le digan pastel, nombre que se le da a la empanada con queso frita en La Paz. El api es una bebida en base a maíz y maíz morado. Es espesa y caliente, perfecta para ser acompañada con un pastel recién salido del sartén y con un ligero toque de azúcar impalpable.

Perdí la cuenta de la cantidad de veces que fui. Me invitaron tojorí, me yaparon (aumentar gratis) unas cuatro veces y hasta miré unos cuantos capítulos de Caso Cerrado junto a los locales que van a disfrutar esta delicia en el Mercado Lanza.

Si bien es posible comer un api con pastel en un montón de lugares en todo La Paz, creo que los mercados son los que cuentan una mejor historia y sobre todo, están abiertos hasta tarde.

Coordenadas:  -16.494652, -68.137355
Costo: Api con Pastel 7 Bs. Pastel 4 Bs. Api 5 Bs.

Hamburguesa de Quinua

Otra vez de regreso en la zona sur de La Paz, me voy hasta el Café Épico. Un lugar que se caracteriza en tener comida natural, baja en sal y azucar y sobre todo, sin frituras.

Me encanta cuando me puedo topar con comida cotidiana que tiene un toque de Bolivia. Esta hamburguesa hecha de quinua es denominada ‘Golden’, tiene cebolla caramelizada, lechuga, tomate seco y queso, servido en un pan integral.

Estaba riquísima y las papitas le dieron el toque perfecto al almuerzo del día. Además de ésta, hay otras opciones de hamburguesas, paninis y ensaladas libres de carne.

Coordenadas:  -16.540659, -68.085185
Costo: 28 Bs.

Quesumacha

Lo mejor para el final. Esta es una de esas delicias que valen la pena repetir varias veces. No es la primera vez que pruebo este magnífico plato y tampoco será la última.

A exactamente una calle de la Plaza Avaroa, está ‘El Ciclik’ como le dicen los locales. Un restaurante especializado en hacer comida de diferentes partes del mundo. Es más, son como 11 regiones de donde se desprenden diferentes platos que podés deleitarte en este lugar. Además tienen varias opciones vegetarianas y orgánicas.

Este plato llamado Quesumacha es una perfecta mezcla de queso, choclo, habas, ají amarillo, papa y algunas especias tradicionales de la comida boliviana. Un plato que se puede asemejar a un abrazo de alguien a quien amas mucho.

Coordenadas: -16.508950, -68.127540
Costo: 35 Bs.

El tiempo me quedó corto y me quedé con ganas de un plato paceño sin carne o una salteña de queso, pero las oportunidades para regresar serán infinitas.

Ante todo, espero que este post te sirva para guiarte en tu alimentación vegetariana durante tu estadía en La Paz y si sos carnívoro, dale una oportunidad a estas delicias que estoy seguro que no te van a defraudar.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply